Parque del Retiro

Esta mañana he decidido aprovechar una tregua de la lluvia que estos días cae en Madrid, y salir a hacer fotos. El destino, un clásico: el parque más emblemático de Madrid. Y al volver he decidido elaborar esta pequeña guía del Retiro. Porque nunca me cansaré de andar por allí, en soledad o acompañada. Siempre es buen momento y siempre descubro algo nuevo 🙂

Pequeña guía del Retiro, el pulmón de Madrid

El invierno hace que resulte quizá menos lucido que en las épocas estrella del otoño y la primavera, pero como no voy a dejar de recomendar su visita a todos aquellos que paséis unos días por el Foro, como aún se llama a Madrid, he decidido utilizar estas fotos y hablar de este Parque. Sí, con mayúsculas.

Retiro

Dicen de El Retiro que es el pulmón de Madrid. Debe de serlo, porque en el centro de la ciudad no hay otro parque como éste, con una extensión de 118 hectáreas.

Un poco de historia de El Retiro

Fue el lugar de recreo hecho por y para la monarquía. Aquí acudían a cazar (entonces era algo más grande), a ver obras de teatro exclusivamente representadas para ellos. A navegar en su lago…

guía del retiro lago

  • El rey Carlos III, el famoso “alcalde de Madrid”, fue el primero que permitió entrar a los ciudadanos. Siempre que fuesen aseados y bien vestidos (¡no se fuera a desmadrar la cosa!).
  • Con la invasión napoleónica, en 1808 las tropas francesas hicieron de este parque su fortín, y lo dejaron prácticamente destruido.
  • Después, Fernando VII se encargó de su reconstrucción y volvió a abrir el parque a los madrileños. Pero se reservó una zona para él y su familia, mandando construir algunos edificios como la Casita del Pescador y la Montaña Artificial.

Por supuesto, el parque ha ido tomando forma conforme los siglos han pasado por él. Afortunadamente hoy es un lugar para disfrutar gratuitamente. En familia, en pareja, en compañía de los amigos, de los recién conocidos. En soledad. Como quieras, vamos.

Retiro

Cuándo visitar El Retiro

Cualquier momento del año es bueno, vaya esto por delante.

Ahora bien, si quieres verlo vestido de gala, pásate por allí en otoño y entenderás a qué me refiero…

Y si quieres verlo más vivo que nunca, pásate por primavera y haz coincidir tu visita con la Feria del Libro de Madrid.

En invierno puede estar un tanto desnudo el pobre, pero tiene su encanto romántico intacto, te lo prometo.

Y en verano puede ser un buen refugio del calor…

Ahora sí, te voy a mostrar algunos de sus rincones para un paseo de algo más de dos horas:

Monumento a Alfonso XII

El protagonista indiscutible del Retiro es el monumento a Alfonso XII. Preside el lago y embarcadero. Sí, sí, aquí podrás darle al remo si te apetece, o montarte en el “barco solar” (su techo son placas solares) si no quieres acabar con agujetas, je, je.

guía del retiro monumento Alfonso XII

Este monumento fue encargado por la regente María Cristina, en 1902. Está rodeado de esculturas que representan a la Paz, la Libertad, la Patria, los ejércitos y la Marina. Vaya mezcla de valores ¿eh?

Retiro

Te recomiendo sentarte al sol en las escalinatas donde una vez se situó el embarcadero de Felipe IV. Se está muy a gustito 🙂 O también puedes entretenerte con los músicos, nigromantes, payasos, guiñoles, etc., que andan por esta zona.

guía del retiro músicos

De la fuente de los Galápagos al Palacio de Cristal

Entrando por la entrada principal del Parque, junto a la Puerta de Alcalá, sólo hay que subir por el paseo que se abre en línea recta. Llegarás enseguida al lago. Antes, te encontrarás con la fuente de los Galapágos, realizada para conmemorar el nacimiento de Isabel II.

guía del retiro fuente junto al lago
Si desde allí caminas hacia el lado derecho del monumento, mirándolo de frente, cruzando uno de los paseos asfaltados e internándote por un caminito de tierra, enseguida pasarás junto al Palacio de Velázquez.  Ahí suele haber exposiciones de arte moderno. Un poco más adelante, darás con el rincón que a mi más me gusta: el Palacio de Cristal.

guía del retiro palacio de cristal

Es una belleza que además da mucho juego para las fotos. Data del s. XIX, y acogió una exposición sobre Filipinas!!

¿Por qué se hizo así, de hierro y cristal prácticamente en su totalidad? pues porque querían que fuera una especie de invernadero en el que albergar la fauna de ése país, por entonces colonia española. No quiero imaginarme a los pobres animalillos.

guía del retiro palacio de cristal

Lo genial es que suele estar abierto, y además de entrar en su interior puede rodearlo por una pasarela construida para tal fin, en su parte exterior. Suele albergar también exposiciones, y en alguna ocasión me ha sorprendido gratamente ver lo bien que combina el arte moderno con esta arquitectura romántica.
Ah! por cierto, en su interior hay aseos públicos.

guía del retiro palacio de cristal

guía del retiro árboles en otoño

guia del retiro árboles en el agua

Si continúas andando hacia la izquierda del Palacio de Cristal (mirándolo de frente), además de recorrer algunos de los caminos más bonitos del parque en compañía de enormes castaños, llegarás a otros dos rincones singulares:

La Rosaleda

Se realizó como imitación de los jardines que estaban de moda en París, a principios del siglo XX. Durante todo el año encontrarás allí rosas, pero desde luego es en Primavera cuando se halla todo su esplendor.

Retiro

Estatua del Ángel Caído

Después de cruzar la Rosaleda, girando hacia la derecha, llegarás a una glorieta donde se levanta otra fuente. Es muy especial: es el único monumento al Ángel Caído que hay en todo el mundo (o eso dicen). Sí, sí, el mismísimo Diablo fue homenajeado aquí, y ahí sigue.

Retiro

El jardín del Parterre

Volviendo hacia el lago, girando a la izquierda de nuevo y zigzagueando entre los parterres y caminitos, llegarás a un jardín que se halla justo enfrente del Casón del Buen Retiro, que hoy pertenece al Museo del Prado y ya ha quedado fuera del Parque.

El jardín del Parterre es de estilo francés. El típico jardín de setos y árboles recortados, pulcro, artificial. No me gusta este tipo de paisajismo, pero aquí se halla el que dicen es el árbol más antiguo de Madrid, el “ciprés calvo”. 

guia del retiro árbol

Paseo de las estatuas

Volvemos al lago subiendo por el Paseo de las Estatuas, cuyo nombre oficial es Paseo de la Argentina, una gran avenida jalonada de estatuas de los antiguos reyes y alguna que otra reina. Es un paseo precioso, y no lo digo por los reyes 😉

Retiro

Paseo de coches

Pasamos de largo el lago, y nos dirigimos hacia la parte superior del parque, hacia el Paseo de coches. En invierno puedes encontrar allí el fruto del madroño.

frutos del madroño guía del retiro

Y hacia el extremo del Paseo, junto a una de las puertas del Parque que dan a la Calle Alcalá, hay una montaña artificial. Se trata de la antigua Casa de las Fieras, que desde hace ya unos cuantos años está vallada.

Por el camino no dejarás de ver estatuas…

guia del retiro

La casita del Pescador y las ruinas románicas de la ermita de San Isidoro

Junto a la Casa de las Fieras, la Casita del Pescador es punto de información del Parque, aunque nunca la he visto abierta. Al lado, las ruinas de la ermita de San Isidoro, románica. De nuevo otro rincón precioso 🙂

Retiro

Bueno, pues esto es lo que ha dado de sí. Quedan muchos rincones en el parque, pero para mi éstos son los más importantes. En cualquier caso, cada paseo es tiempo bien invertido en el disfrute. Y no olvides mirar a tu alrededor, no sea que te pierdas a las ardillas brincando!!

guía del retiro

guía del retiro en otoño

guía del retiro


 

los viajes de ali iati Si quieres más información, pulsa aquí