flysch zumaia

Por fin he podido cumplir uno de mis sueños. El que he decidido llamar «el sueño de Zumaia», más conocido como Flysch.

Un lienzo gigante de piedra, una verdadera obra de arte natural, un enorme órgano catedralicio en forma de acantilado. Se me ocurren muchas formas poéticas de describir esta maravilla de la Naturaleza, con mayúsculas.

El Flysch es un «tópico geológico». Un libro abierto de lo que ocurrió en la Tierra hace más de ¡60 millones de años!

Tesoro para los geólogos y tesoro estético para los fotógrafos, los viajeros, los visitantes y hasta los domingueros. No se puede pedir más…

flysch de zumaia gran acantilado con capas de roca

Bueno, sí, que esté cerca y al alcance de todos. Y resulta que es así, porque está en nuestro país.

vista parcial de acantilados de flysch con playa

no hay ni que pagar entrada para ponerse a sus pies.

Sólo esperar a las horas de marea baja para poder apreciarlo en todo su esplendor 😉

vista de la costa del flysch con zumaia al fondo

Tan importante es, que se ha constituido en Geoparque, una modalidad de espacio protegido y dedicado al estudio de los científicos.

acantilado del flysch de zumaia con mar y olas

El sueño de Zumaia: los acantilados del Flysch

Llegamos cerca de las 12 de la mañana. Aunque las previsiones de tiempo uno o dos días antes eran bastante malas, fuimos afortunados porque cambiaron.

Una ventanita de cielo azul se abrió paso poco a poco hasta que nos permitió pasearlo bajo el sol.

capas geológicas en el flysch de zumaia con forma de dientes

No me lo podía creer. No me podía quitar la sonrisa salvo para decir «oh!!» y «qué pasada!!» a mi primo Javi, compañero de pasos y cámara en esta excursión tan chula.

De esos momentos y situaciones en los que cada uno va mirando por su lado, y de vez en cuando buscas al otro con la mirada y cuando os encontráis, sonreís. Porque estáis sintiendo lo mismo. ¡Una gozada!

acantilado de flysch como cortado en mil capas con cielo con nubes y una gaviota en lo alto

Esta vez ha sido una pequeña aproximación, una media mañana en la que no pretendíamos más que hacer algunas fotos y reconocer el terreno.

Los Flysch se extienden por toda la costa de Zumaia, Deba y Mutriku, en unos 13 km.

Es decir, hay mucho más que ver que lo que os muestro aquí.

playa con charco donde se reflejan acantilados del flysch

Ahora ya sé que quiero volver y profundizar. Dedicarle el tiempo que ese día no tenía, porque también nos íbamos a comer a una sidrería recién empezada la temporada, je, je, je.

Fuimos descubriéndolo poco a poco.
Según iba bajando la marea, las rasas se iban descubriendo.

Por cierto: podéis consultar los horarios en esta tabla de mareas. Aunque el dato es de Zarautz, sirve para Zumaia pues está a unos pocos kilómetros hacia el oeste.

zumaia-flysch-visita-rasas

Las rasas mareales son plataformas rocosas que se forman al pie de los acantilados

Pero solo se forman en los lugares donde hay una amplia diferencia entre la marea alta y la baja. Además tenemos un terreno tan original como el formado por capas de rocas diferentes: arenisca, arcilla, caliza, pizarra.

El que estas capas se alternen en dura-blanda-dura-blanda, es lo que permite que el resultado sea así. Formaciones bellísimas y originales que dan mucho juego a la cámara, y un terreno extraño sobre el que caminar.

acantilados flysch medio cubiertos por el mar y olas al fondo
rasas de flysch con forma dentada en la playa de zumaia
zumaia-flysch-visita

Empezamos subiendo hacia la ermita, que en este mes de enero está cubierta por andamios para repararla. Por eso no he podido incluirla en mi pequeño reportaje fotográfico… pero podéis verla en el de mi segunda visita, je, je.

caserío vasco al borde de acantilado de flysch en zumaia con mar al fondo

De allí parte un sendero casi inapreciable que recorre el filo de los acantilados de la playa de Itzurun, la que se extiende junto al pueblo.

camino estrecho entre matorrales en el acantilado flysch de zumaia
prados verdes junto al mar con nubes en costa del flysch de zumaia

Andar por esa cornisa sobre los propios plegamientos de la roca, que caen a pico sobre el agua debajo de ti, es espectacular. Y a la izquierda, las características suaves colinas cubiertas de hierba verde…

acantilados flysch en la playa de zumaia con veleros en el mar

Visitas guiadas al Flysch, uno de los mejores a nivel mundial

Para vuestra información, Geoparkea es la institución que gestiona la actividad del Parque y además organiza visitas guiadas de muchos tipos. Geológicas, dedicadas a ver los fósiles que según parece hay (no conseguimos encontrar ninguno por nuestra cuenta), salidas en barco para ver el Flysch desde el mar, senderismo… La verdad es que dan ganas de hacerlas todas, y a ellos debo de agradecer que vía Twitter me informaran del horario de la marea baja para ese día, y también el sentirme bienvenida, aunque no nos conocemos (aún) 🙂

pliegues de roca en el flysch de zumaia

Las excursiones no siempre están disponibles, por ejemplo las del mar son a partir de Marzo, y siempre dependiendo del clima, claro, pero mejor consultad -si estáis interesados- su web. Por mi parte, una o más caerán seguro en el futuro, porque pienso volver 🙂

acantilados flysch adentrándose en el mar

¿Y vosotros, os animáis a visitar este lugar tan espectacular?

¿Quieres seguir leyendo?


los viajes de ali iati Si quieres más información, pulsa aquí