Looking for Something?

Irlanda, un viaje de tres semanas

Author:
Irlanda

El viaje a Irlanda lo improvisamos en apenas una semana, en el transcurso de la cual, después de comprar los vuelos y reservar las tres primeras noches en Dublín con la idea de tener algo de tiempo para tomar el pulso a esta ciudad, tomamos una última decisión… alquilar un coche para el resto de días en la isla (excepto el último, que también lo pasaríamos en Dublín antes de volver a España).

Dublin

Alquilar un coche en Irlanda puede ser la mejor decisión

Mi primer planteamiento era movernos en autobús, al leer que el tren es más limitado en destinos, más lento y sobre todo más caro.
No obstante, después de visitar algunos blogs y de hablar con unos cuantos amigos y familiares que ya han estado, y mirar y remirar precios, por fin nos convencimos de que el coche es una buena solución para esta isla, porque…

  • Aunque suene “mucho”, tres semanas no dan para tanto, y menos en bus.
  • El transporte público en las regiones menos transitadas, las más atractivas desde mi punto de vista, deja bastante que desear (aunque en Agosto se suelen reforzar algo los servicios). Se puede recurrir a la bicicleta o sencillamente a la zapatilla, pero eso implica tiempo o más renuncias.
  • Después de los meses estresantes de Junio y sobre todo Julio que pasé, por motivos personales y por la cancelación del viaje a Tibet en el último momento, me apetecía un viaje relativamente calmado y cómodo.

Afortunadamente, mi compañera de viaje Maribel estaba dispuesta a conducir… y por la izquierda!! La verdad es que yo tengo el carnet pero desde hace unos 6-7 años no cojo el volante, ya que no lo necesito para trabajar y tener coche nunca ha sido una de mis prioridades/intereses/objetos en los que gastar el dinero…  y desde luego este no era el momento de retomarlo (debería dar clases).
Por cierto, la conducción es difícil pero no imposible. El respeto a los límites de velocidad y la impresionante educación y paciencia de los conductores irlandeses (entre ellos y con los guiris que andamos por allí) es una maravilla y ayuda muchísimo. De todas formas, perderse varias veces y pasar algún que otro nervio, además del “momento rotonda”… de eso nadie se libra, ja, ja.

Dublin

El precio de los alquileres de coche es alto, y aunque seguimos el consejo de reservarlo online ya que allí podía salir más caro, a la hora de la verdad en la oficina de alquiler nos hicieron una especie de “chantaje”: si cogéis este seguro completo y total, aunque el coche sufra algún daño (rayajos o lo que sea), estáis cubiertas. Con el que habéis reservado online, no, y os imponemos una fianza de 1.200 euros que tendréis que abonar en caso de que devolváis el coche con alguna cosita. El seguro en cuestión eran 500 euros, aunque nos descontaron el que habíamos pagado previamente por Internet (con una llamada de teléfono), que era de unos 150 euros y donde nos confirmaron que además no estaban incluidas las ruedas, las lunas y no sé qué más… En fin, teníamos que tomar una decisión y decidimos pagar ése pico porque las probabilidades de devolver el coche con algún rasguño son altas (alguno minúsculo sí llevamos… lo típico, zarzas en el camino). Eso sí, nos hicieron un 10% de descuento y nos regalaron un depósito lleno de gasolina (unos 70 euros). Bienvenidos a la Europa intervenida y con el IVA al 23%!!

Una vez en Dublín, dedicamos algunas horas del día anterior de nuestra salida de la ciudad a estudiar el mapa para trazar la ruta aproximada que íbamos a seguir, leyendo la Lonely Planet de Irlanda y los rincones de Minube que llevaba descargados en la aplicación móvil, y recordando lo leído en otros blogs :).
Planes que cambiamos un poco sobre la marcha, sobre todo porque las distancias no son tan grandes como parecen en los mapas, y no siempre daban tanto de sí los lugares elegidos, en contra de nuestras expectativas…

Kilkee

Los acantilados de Kilkee

Irlanda, recorrido de un viaje de tres semanas

Eso sí, el planteamiento general fue el de: rutas de coche cortas, con paradas a ser posible y llegando hacia el mediodía como máximo al destino-objetivo para reservar alojamiento, librarnos de las bolsas y poder andar o ver los sitios con tranquilidad.
Por esto mismo tomamos una decisión muy clara: no subiríamos hasta el Ulster, ni siquiera para ver la famosa Calzada de los Gigantes. Ha quedado para otra ocasión, junto con el condado de Donegal que también me hubiera gustado mucho ver…

Dublin

Pero a cambio hemos recorrido los montes de Wicklow y Glendalough, hemos visitado las ciudades y regiones más renombradas por sus atractivos como son Kilkenny, Rock of Cashel, el anillo de Kerry, los acantilados de Moher (desde arriba y desde abajo, je, je, ya os lo contaré como se merece), y los yacimientos neolíticos y de la Edad del Bronce y el Hierro de Brun ná Boinne (espectaculares)…

Kilkenny

Kilkenny

… y además, para mi lo mejor del viaje: el Burren, la península de Dingle y parte del condado de Connemara, con paisajes, vacíos y silencios maravillosos.

Burren

El Burren

Al final, hemos dedicado más tiempo a la costa suroeste y oeste, y no sólo no me arrepiento si no que me hubiera gustado llegar al noroeste porque sobre todo la riqueza natural y paisajística es maravillosa…  y como digo, son caminos algo menos trillados o llenos de turismo (excepto el anillo de Kerry).

Precios y alojamientos en Irlanda

Por último, os comento un poco el tema de los precios y alojamientos con que nos hemos encontrado:

  • Alojamientos: hemos optado por Bed & Breakfast, aunque el precio es muy superior a una habitación colectiva de hostel, estos últimos suelen estar llenos (al menos en los que preguntamos) en Agosto y se necesita reservar previamente. Las habitaciones dobles/triples de B&B oscilan entre los 70 € y 50€ la noche. Muchas tienen wi-fi gratis, y el desayuno incluido (pero no siempre). En los lugares donde llegamos a media tarde, nos costó más encontrar habitación y tuvimos que preguntar en unas cuantas. También deciros que las más baratas suelen estar a 1 ó 2 km. del casco urbano de los pueblos. Los hoteles, por lo que hemos leído y alguno en el que nos dio por preguntar… de 100 € la noche no baja, y esto como barato.
  • Comidas: triste capítulo éste, la verdad. La comida mala y cara abunda, a no ser que os encante la “comida basura” y las raciones enormes, claro… No obstante, pidiendo agua del grifo como acompañante y prescindiendo de postre y café, podéis comer por 6-10 euros… y también cenamos unas cuantas noches a base de fruta y yogur, accesibles en cualquier supermercado y desde luego mucho más barato que comer en cualquier sitio (aunque los precios son más caros que España en todo). Sólo salvaré de la quema el Irish Stew (estofado de carne de cordero o ternera con zanahoria y alguna verdura más), el salmón ahumado (lo hacen ellos), y alguna sopa… Las ensaladas son carísimas y sin aceite ni prácticamente vinagre y sal. En fin… No obstante, algunos días logramos comer un poco mejor. Hay que buscar y aun así no es una maravilla.
  • Cerveza: debería decir Guiness directamente, ya que esta marca-producto monopoliza prácticamente las consumiciones de esta rica bebida, y la verdad es que está muy buena. Eso sí, las pintas (medio litro) se pagan a 3,5 € excepto en el Temple Bar (barrio de Dublín inexcusable) que se pagan a 5 €. En Galway hay una cerveza local que está bastante bien, rubia, ya os contaré…
  • Entradas: pues aquí hay de todo, es muy variable, y puedes pagar 6 € por ver un castillo o nada por ver otro… los museos de Dublín como el National Museum (arqueológico) y la National Gallery son gratuitos, mientras que el castillo cobran sus buenos 6 € y no permiten hacer fotos dentro. Los acantilados de Moher son gratuitos, pero el parking donde sí o sí hay que dejar el coche cobra 6€ por la plaza del coche (ahí ya depende de cuántos seáis, sale mejor o no). En fin… algunas “atracciones” públicas hay que pagar, y otras son gratuitas. Las que son privadas suelen ser carísimas (12 € una entrada, por ejemplo), así que creo recordar que pasamos bastante de todas ellas.

Dublin

Bueno, pues a partir de aquí ya os iré contando mis andanzas por la Isla Esmeralda… aún no sé si en orden cronológico o según me lo pida el cuerpo… de momento sigo procesando fotos, arf!. 🙂

los viajes de ali iati Si quieres más información, pulsa aquí

Feedback

2

Deja un comentario

¡Suscríbete al blog por correo electrónico y recibirás las nuevas entradas!

Únete a otros 185 suscriptores

¿QUIERES VIAJAR A NUEVA ZELANDA?

sorteo vuelos nueva zelanda

¡Viaja seguro!

banner los viajes de Ali con IATI

Si quieres más información, pulsa aquí

REFLEXIONES VIAJERAS

paseo fotográfico por palma de mallorca street art

GENTES DEL MUNDO

gentes de África

IMÁGENES Y SENSACIONES DE…

visita al parque nacional Serengueti amanecer

POSTALES DE VIAJE

fauna y flora de galapagos pinzon

FIESTAS Y CELEBRACIONES

gancheros del Alto Tajo empujando troncos

SOLIDARIOS

atardecer en pais lobi

Blog asociado a MadridTB

Madrid Travel Bloggers